Como sociedad y como Iglesia estamos llamados a promover el diálogo en todos los niveles. El Papa Francisco nos invita, desde su encíclica Fratelli Tutti, a trabajar por la amistad social a través del diálogo, es por esto que “La Escuela de Mediación para el Diálogo Social” que crea  e impulsa FICONPAZ, se constituye en una apuesta desde los jóvenes por el diálogo y la construcción de la paz en sus comunidades, en procura de la fraternidad comunitaria a partir del amor, el servicio, la ética del cuidado y, sobre todo, la construcción de “paz- ces”.

​​

jóvenes que dialogan

La Escuela de Mediación para el Diálogo Social, es una iniciativa de Iglesia que nace a la luz de la coyuntura emergente del paro nacional en Colombia y que busca involucrar a colectivos y grupos de pastoral juvenil y comunitarios, en diferentes territorios, a formarse a través de cinco módulos temáticos, los cuales les permitirán a las y los jóvenes fortalecer sus capacidades como agentes mediadores de en comunidades, contribuyendo a la resolución pacífica y dialogada de conflictos, así como a la construcción de propuestas para el diálogo social y la generación de acuerdos conjuntos para sus territorios.

​Para ello, FICONPAZ ha creado una caja de herramientas con elementos orientadores para la mediación en espacios de diálogo social con jóvenes, que se aplica en la Escuela de Mediación para el Diálogo Social y que sirve de insumo pedagógico y metodológico para que los colectivos juveniles, en cualquier parte del mundo, diseñen y realicen réplicas en sus territorios, como por ejemplo en sus núcleos familiares y sociales, favoreciendo la construcción del tejido social y  asumiendo el ejercicio de la mediación como “(…) quien no se guarda nada para sí mismo, sino que se entrega generosamente, hasta consumirse, sabiendo que la única ganancia es la de la paz. Cada uno de nosotros está llamado a ser un artesano de la paz, uniendo y no dividiendo, extinguiendo el odio y no considerándolo, abriendo las sendas del diálogo y no levantando nuevos muros”. FT 284.

​La Escuela de Mediación para el Diálogo Social es acompañado por FICONPAZ con el apoyo de ADVENIAT

En 2022, FICONPAZ desarrolla un plan de formación y acompañamiento con grupos juveniles de Bogotá y de Medellín para contribuir, a través de la Escuela de Mediación, a la generación de diálogo social desde el liderazgo de iniciativas juveniles territoriales. Este proceso permite que mujeres y hombres adolescentes y jóvenes implementen en los espacios de diálogo sus capacidades y habilidades de negociación

Escuela de Mediación para el Diálogo Social
Guías temáticas y metodológica para diseñar en equipo iniciativas de mediación y diálogo social

La propuesta pedagógica y metodológica de la Escuela Juvenil para el Diálogo Social está dividida en cinco módulos: Tierra, Aire, Fuego, Amor y Agua. Cada módulo se desarrolla desde una metodología de taller dinámico, participativo, reflexivo y vivencial, todo ello, iluminado con mensajes y encíclicas papales que aluden al diálogo social como alternativa para la mediación en la resolución de conflictos y como alternativa en medio de la indignación y la violencia.


Por lo anterior, y reconociendo el papel de lo simbólico para la expresión del alma, el lenguaje del inconsciente, se espera que en cada módulo - taller se habite el elemento propuesto, para ello, cada tema propone una postura corporal específica para disponer a recibir la motivación, de modo que aporte a la escucha activa y a la conexión con el elemento y el tema.


Cada módulo - tema parte de una “Inspiración” que debe quedar visible en alguna parte del lugar de encuentro y se le invita a las y los participantes para que, en lo posible, le tomen una foto con su celular o tomen nota de lo que escucharon para compartirla en uno de sus espacios de interrelación: la familia, con los amigos y amigas y también publicarlo en redes sociales con los numerales #yosoydialogosocial y #yosoyjafet, para así llevar a otros y otras, las motivaciones que, como colectivo, nos anima a liderar iniciativas de diálogo social.


Posteriormente, se desarrollan las actividades propias de cada módulo - taller, las cuales cuentan con una secuencia que aporta al logro del objetivo de cada tema. Cada módulo propone un momento de discernimiento y cierre, éste inicia con el autorreconocimiento de capacidades para la mediación, el diálogo y el manejo de conflictos. Luego se propone un espacio de conexión con el elemento del módulo, en el que podremos socializar las lecciones y reflexiones que, como Iglesia comprometida con el cambio social, nos deja cada tema.


Por último, cada encuentro tiene un cierre en el que se consolida el producto construido para aplicarlo en lo individual y en lo colectivo, y se espera que los y las participantes puedan llevarse, el individual a sus hogares y compartirlo en familia, y el colectivo, coordinar en el momento del cierre, y cómo proyectarlo con su comunidad (vecinos, parroquia, barrio, vereda, etc.).


FICONPAZ, con el apoyo de ADVENIAT, publica este material para que pueda ser replicado en procesos de formación con grupos y colectivos juveniles en cualquier parte del mundo y así fortalecer las habilidades de los jóvenes en iniciativas de mediación y diálogo social para la prevención y manejo de conflictos, por lo tanto sugerimos asumir cada módulo como una guía pedagógica y metodológica que debe ser adaptada según las características de cada grupo juvenil y el contexto social, lo que supone entonces que el equipo responsable de brindar esta formación, diseñe el número de sesiones a realizar por módulo, según los tiempos de reunión de cada grupo juvenil; ajuste las actividades planteadas según las condiciones y capacidades de las y los jóvenes participantes y prepare el espacio y los materiales a utilizar.

Cómo implementar la Escuela de Mediación para el Diálogo Social en grupos o colectivos juveniles >>>

Siga a la Escuela de Mediación para el Diálogo Social en:

  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram
  • Icono social Twitter

#yosoydialogosocial